Preservativos femeninos ¿Qué tan conocidos son?

El preservativo femenino funciona igual que el masculino, porque su función es crear una barrera para impedir que el espermatozoide logre llegar al óvulo. Este método anticonceptivo apareció en 1992 en Estados Unidos e Inglaterra, y su uso se difundió hasta Europa y el resto del mundo, sin embargo en nuestro país es un método poco conocido.

Según estadísticas de la Asociación Dominicana Pro Bienestar de la Familia (PROFAMILIA), en el 2012 apenas el 2% en la población femenina sexualmente activa usaba este tipo de preservativo. Además, es un producto que no se encuentra en la mayoría de las farmacias dominicanas, y con frecuencia es confundido con el mismo preservativo masculino o con el anillo anticonceptivo.

El preservativo femenino tiene la particularidad, diferente al masculino, de que se puede continuar usando durante el período de estimulación sexual, aunque el hombre pierda la erección, y no se tiene que quitar inmediatamente después de la eyaculación.

También puedes leer:   Riesgos de tener sexo durante la menstruación

La elección de un método anticonceptivo o de otro depende de cada mujer, pero lo conveniente sería que la población pueda tener acceso tanto al condón masculino como al femenino, de manera que la mujer pueda elegir lo que más le convenga y no basar su decisión solo en el uso del condón masculino, que muchos hombres se rehúsan a usar.

Comparte este artículo:

Artículos relacionados:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *