Mitos sobre la fecundación

Para que tenga lugar la fecundación y se produzca un embarazo es necesaria la unión entre el espermatozoide que es la célula reproductora masculina que producen los testículos y el óvulo que es la célula reproductora femenina que producen los ovarios.

Para que esto suceda, son muchas las condiciones que se deben dar, como que la mujer esté en su período fértil al tener relaciones sexuales y que se produzca una eyaculación cerca o dentro de los genitales de la mujer.

Es importante aclarar que sí es posible un embarazo aunque no haya penetración, ya que a través de juegos sexuales conocidos popularmente como “brocha”, existe la posibilidad de que si el hombre eyacula cerca de o encima de los genitales de la mujer, el semen entre al orificio de la vagina, produciéndose así un embarazo.

Además, contrario a lo que muchos piensan, la posición adoptada durante el acto sexual NO es un factor determinante en la ocurrencia o no de un embarazo, por lo que tener relaciones sexuales de pie tampoco impide que se produzca un embarazo.

[button link=»http://www.youtube.com/subscription_center?add_user=rexpuestas1″ size=»small» color=»red»]¡SUSCRÍBETE![/button] En nuestro canal de youtube.

Comparte este artículo:

También puedes leer:   Educación sexual: ¿Quién o quiénes son los responsables?

1 comentario en “Mitos sobre la fecundación”

Dejar un comentario