¿La hipersensibilidad emocional influye en el desempeño sexual?

Una persona hipersensible emocionalmente cuando se trata de afecto lo siente de manera excesiva, y siempre se mantiene alerta o sensible a lo que sucede a su alrededor.

Ante cualquier situación cotidiana, una persona hipersensible se incomoda con facilidad o explota con una ira descontrolada, exagera y sobreactúa cuando se presentan conflictos, en vez de buscar solución de manera calmada y tranquila.

A las personas hipersensibles les cuesta soltar sus preocupaciones y experiencias pasadas, lo cual se refleja negativamente en su desempeño sexual. Además, como perciben todo con mucha más intensidad, pueden ser vulnerables a iniciar peleas de manera frecuente y repentina en la relación de pareja.

La extrema sensibilidad puede ser muy incómoda, sobre todo cuando la pareja no entiende que se trata de una condición que requiere ayuda psicológica y se desespera.

A pesar de que algunas parejas ven el sexo como una solución a sus problemas, porque entienden que los problemas se arreglan en la cama, una persona hipersensible emocionalmente no puede tener sexo si está incómoda, porque se le hace muy difícil desconectarse de su lado emocional.

Hacer el amor para reconciliarse sin haber conversado y resuelto el problema, produce una ilusión pasajera de que el problema pasó, aunque el conflicto sigue ahí y revivirá pronto.

Los problemas se resuelven hablando, buscando soluciones y actuando para que se den. El sexo no es un remedio, ni un antídoto para minimizar conflictos.

También puedes leer:   ¿Cómo recuperar la vida sexual luego de un trasplante de corazón?

La cama puede ser y es el mejor lugar para cerrar el día, pero solo si antes se arregla cualquier diferencia. En algunas situaciones, puede ser necesario buscar ayuda profesional para que las personas hipersensibles emocionalmente puedan controlar sus emociones y lograr paz emocional.

Comparte este artículo:

Dejar un comentario

Ir arriba