¿Golpear a los niños y adolescentes se considera un delito?

La aceptación social del castigo físico es un hecho. Pegar a los niños, niñas y adolescentes es una práctica socialmente aceptada en todos los niveles sociales. Esta aceptación social se refleja también en el lenguaje.

Casi la mitad de adultos pegan a los niños. Las mujeres pegan más a sus hijos que los padres, probablemente porque están más tiempo con ellos.

Lo que está en juego muchas veces es hasta dónde pueden corregir los padres a sus hijos en determinadas situaciones y dónde se encuentra el límite. Y a la luz de algunas investigaciones que se han realizado, muchos padres siguen golpeando a sus hijos a pesar de lo que diga la ley y de lo que recomienden pedagogos y psicólogos.

La violencia recibida en la infancia y adolescencia tiene un impacto muy negativo en la vida adulta. Si deseamos una sociedad sana y menos violenta, resulta de vital importancia que podamos cambiar nuestra manera de tratar a los niños, niñas y adolescentes.

También puedes leer:   ¿Cómo preparar a los hijos para la llegada de un nuevo bebé?

Debemos criarles con respeto, acompañándoles en sus procesos vitales sin forzarles, ni violentarles.

Información completa en este video:

Rexpuestas en Youtube

Comparte este artículo:

Artículos relacionados:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *