¿Es recomendable dejar a la pareja si la familia no acepta la relación?

Con frecuencia ocurren casos en los que la familia muestra cierto rechazo o sentimiento negativo hacia la relación de pareja que establece alguno de sus miembros, situación que puede resultar estresante y traumática cuando se desconoce cómo enfrentarla.

Generalmente, son los padres quienes tienen mayor influencia en la aceptación o rechazo de una nueva relación de pareja por toda la familia.

Los motivos más frecuentes que suelen provocar un rechazo son porque la pareja:

  • No parece ser una buena persona.
  • No pertenece a la clase social deseada.
  • No es profesional o estudiado.
  • Existe cierto grado de discriminación hacia su color de piel.
  • Porque afecta de alguna manera a la persona, en vez de sumarle.

Sin embargo, este rechazo no siempre es bien aceptado, porque si una persona está enamorada, espera que su relación sea aceptada e incluso halagada por su familia. Por lo que cuando sucede lo contrario, aparecen sentimientos de dudas, confusión y estrés.

También puedes leer: Hombres que no trabajan y son mantenidos por su pareja

Hay quienes optan por dejar de lado la opinión familiar, rompiendo así los vínculos y la relación con los suyos, y anteponiendo el amor y el deseo de estar con su pareja. No obstante, en la mayoría de los casos, esto sólo empeora el panorama y no permite disfrutar plenamente de la relación.

También puedes leer:   ¿Cuáles son los derechos y deberes de los pacientes?

En tal sentido, frente a una desaprobación de la familia hacia la pareja lo recomendable es:

  • Escuchar sus planteamientos y conversar al respecto.
  • Analizar sus opiniones y compararlas con la realidad.
  • Mantener una actitud abierta.
  • Conversar con la pareja al respecto para tratar de lidiar con la situación.
  • Reflexionar para tomar una decisión adecuada.

Es fundamental que la decisión tomada responda a la realidad y a lo que se entiende mejor, de forma que no existan luego reproches ni se obstaculicen las relaciones, tanto en la familia como con la pareja misma.

Cuando una familia no acepta una relación, se debe indagar y analizar sus razones.

Y es que en ocasiones, estos notan ciertos elementos, que los enamorados no. Sin embargo, no menos cierto es que a veces sus motivos son infundados. Por lo que luego de escucharlos, lo recomendable es reflexionar al respecto, para luego tomar la decisión de acuerdo a lo conveniente para el propio bienestar.

en Rexpuestas en Youtube

Comparte este artículo:

Dejar un comentario