¿La adicción al sexo es lo mismo que la ninfomanía?

SÍ. El término trastorno hipersexual, sustituye los antiguos conceptos de “ninfomanía” o “fuego uterino”, los que se usaban para referirse a las mujeres hipersexuales, y a los términos “satiriasis” o “Don Juanismo”, usados para referirse a los hombres hipersexuales.

La adicción al sexo está considerada, hoy en día, como una enfermedad, al igual que la adicción a las drogas, al alcohol, al juego y, como ésas, requiere de tratamiento profesional.

Para considerarse adicción sexual o hipersexualidad, esta conducta no debe estar causada por efectos fisiológicos directos, ni por el uso de drogas o sustancias psicoactivas; tampoco debe ocasionarla ningún medicamento, ni deberse a un episodio maníaco.

El origen de este trastorno no se debe a un solo factor. En las historias clínicas de estos pacientes se suelen encontrar historias de abuso sexual en la infancia, y en muchos casos, pueden tener relación con una educación muy castrante y restrictiva; se relaciona también con tabúes sexuales y con la represión sexual a la que algunas personas han sido sometidas desde la niñez.

Algunos profesionales del área piensan que puede haber una predisposición (como en otras adicciones), de origen genético o hereditario, y se cree que alrededor del 60% de los pacientes fueron víctimas, en los primeros años de infancia, de abuso físico o emocional.

¿Afecta más a los hombres que a las mujeres?

En las consultas de los sexólogos y sexólogas, los hombres acuden tres veces más que las mujeres con este trastorno, esto puede dar la sensación de que es mucho más frecuente en los hombres, pero NO hay estudios concluyentes al respecto.

Videos recomendados:

Rexpuestas en Youtube ¡SUSCRÍBETE!

Comparte este artículo en tus redes sociales:​

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp