¿Qué son las ladillas o piojos púbicos?

Las ladillas se conocen como “Pediculus pubis” o “Phthirius pubis” y son parásitos diminutos (del tamaño de la cabeza de un alfiler), de cuerpo plano, sin alas, casi redondo, achatado y de color amarillento o marrón claro, que infestan el vello púbico. Se considera una infección de transmisión sexual.

Los piojos púbicos se alimentan de la sangre del organismo huésped, pero pueden vivir hasta 24 horas fuera del mismo, mientras que los huevos o liendres, hasta seis días.

La vida del piojo del pubis pasa por tres fases:

  • Liendre: Son los huevos del piojo. Tienen forma ovalada y son de color amarillo o blanco. Las liendres tardan una semana en desarrollarse, y pueden verse en forma de pequeños puntos blancos pegados al pelo, cerca de la piel.
  • Ninfa: Es el piojo de edad joven. La ninfa tarda una semana en desarrollarse, y necesita alimentarse de la sangre del huésped para vivir.
  • Adulto: El piojo adulto se parece a la miniatura de un cangrejo cuando se observa con el microscopio. Tiene seis patas, pero las dos frontales son más largas y parecen las pinzas de un cangrejo que se fijan a la raíz del vello, cerca de la piel. Las hembras son de mayor tamaño que los machos y son las encargadas de poner los huevos.

¿Cómo se transmite las ladillas?

En la mayoría de los casos se transmiten por contacto sexual, por el roce entre el vello púbico al tener relaciones sexuales. En raras ocasiones se puede transmitir al usar sábanas, ropa o toallas no lavadas, que han estado en contacto con personas infestadas. Además de la región púbica, también pueden ubicarse en el cabello, las cejas, las pestañas, el vello axilar, el de las piernas y los brazos.

A diferencia del piojo de la cabeza, los púbicos son muy lentos moviéndose, avanzando cada día aproximadamente un centímetro.

Las personas que tienen varias parejas sexuales corren un riesgo más alto de contraer piojos púbicos. La infestación por ladillas se denomina “Pedicolosis”.

También puedes leer:   ¿Me puedo contagiar de una infección de transmisión sexual por compartir ropa interior?

¿Cuáles son los síntomas de las ladillas?

Las ladillas se alimentan de sangre por lo menos dos veces al día, lo que ocasiona una comezón o picazón muy molesta que puede hacer que la persona se rasque, provocando irritación e infección de la piel. A veces, hay reacciones más severas, como la formación de pústulas (herida que presenta pus o costra). La infección de la piel la produce el rascarse las picaduras, NO la ladilla.

La picazón se debe a una reacción alérgica a la saliva del piojo o las mordeduras. Cada cinco días aproximadamente, la hembra pone entre diez y quince huevos blancos (las liendres), que tardan una semana en incubar. En la ropa interior suelen aparecer unas manchas de color marrón-rojizo debido a las pequeñas gotas de sangre de las picaduras.

También puedes leer:   ¿Una pareja estable debe realizarse análisis de Infecciones de Transmisión Sexual (ITS)?

También puedes leer: ¿La ropa interior que usamos influye en la salud de nuestros genitales?

En muchos casos, la infestación con ladillas NO produce síntomas, o se manifiesta de manera muy leve, por lo que se puede transmitir sin saber que se está infestado o infestada.

¿Cómo se diagnostica las ladillas?

Los piojos púbicos se diagnostican haciendo un examen físico del área infestada; en ocasiones, es necesario usar una lupa de aumento para reconocerlos. Se tienen que diferenciar con otros problemas de la piel que también causan comezón.

Debido a que la mayoría de infestaciones con ladillas se adquieren a través de relaciones sexuales, toda persona con ladilla debería hacerse un examen, para detectar si también tiene alguna infección de transmisión sexual.

¿Las ladillas Se cura?

SÍ. Existen cremas, champús y lociones que contienen sustancias que son muy efectivas, siempre y cuando se usen correctamente. Una vez curada la infestación, se debe repetir el tratamiento de 7 a 10 días después, para eliminar los huevos que hayan quedado, ya que en 7 a 10 días se convierten en piojos; por eso se recomienda desinfectar el área una semana después de la primera limpieza.

Se debe enjabonar la zona, sin agua, frotando bien durante cinco minutos. Luego, peinar con un peine de dientes pequeños, para intentar eliminar los huevos.

Se recomienda aplicar vinagre en la zona después de la aplicación del champú, ya que con este procedimiento es más fácil que se desprendan los huevos que se encuentran adheridos al pelo.

También puedes leer:   ¿Qué son las Infecciones de Transmisión Sexual?

¿El condón evita el contagio de ladillas?

NO. Los condones o preservativos no detienen el contagio de piojos púbicos, por esta razón, si se está infestado o infestada, se debe informar a la pareja y evitar todo contacto sexual, hasta que ambos hayan sido tratados y se haya curado la infestación.

También puedes leer: ¿Utilizar dos condones al mismo tiempo es mucho más seguro que utilizar uno solo?

Para prevenir las ladillas se tiene que practicar una higiene intensa y exhaustiva después de las relaciones sexuales. Si se está infestado o infestada, se debe evitar el contacto físico cercano con otras personas y recibir el tratamiento de inmediato.

Aunque el parásito vive poco tiempo separado del cuerpo, es conveniente lavar, hervir las sabanas, toallas y ropas, o plancharlas con una plancha bien caliente, esto matará los piojos, los huevos y evitará la reinfestación.

Video recomendado:

Comparte este artículo:

Artículos relacionados:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *